viernes, 21 de agosto de 2009

Juez y parte

Por Alejandro Caravario
ESPNdeportes.com
Archivo

Periodistas de tenis, entre la erudición y la militancia

BUENOS AIRES -- No soy muy afecto al tenis. Creo que no tengo la sensibilidad adecuada. No concibo el culto a la concentración, el público hierático, el clima solemne de terapia intensiva.

Y siempre lo encuentro propenso a la sobrexplicación, como las ciencias dudosas, como las trampas bien confeccionadas. Quiero decir: salvo algunos comentaristas austeros, los periodistas se ven obligados, por alguna razón que desconozco, a enfatizar su erudición.

Entonces, en televisión, por ejemplo, se toman un rato largo para desmenuzar cada golpe, las variaciones milimétricas con el anterior, las imperceptibles diferencias entre un efecto y otro, sin descartar la incidencia de la temperatura, la velocidad del viento y, por supuesto, la humedad, que afecta de modo directo los movimientos articulares. En suma, el tenis es un gran productor de interpretación excesiva. Casi tanto como la política.

Ver más:

http://espndeportes.espn.go.com/news/story?id=885524&s=ten&type=column