martes, 11 de agosto de 2009

Entrevista a Carlos Lozano, director del semanario "Voz"

11-08-2009
"Uribe es un coloso con pies de barro"
Javier Díaz
Rebelión

Javier Díaz: En la década de los años 80 estuve en Colombia, eran los tiempos en que los paramilitares cazaban a diario a directivos y miembros de la Unión Patriótica. Después seguí de cerca los acontecimientos colombianos, siempre convulsionados, como si el país fuera un huracán permanente, pero ahora que vuelvo a Colombia encuentro una situación casi que indescifrable. Uribe imbatible en las encuestas, aislado en el exterior, pero también afectado por escándalos y situaciones casi que aberrantes, que en cualquier país europeo o latinoamericano serían casi que suficientes para ponerle fin a un Gobierno de estas características. ¿Cómo analiza usted esta situación?


Carlos Lozano : La historia de Colombia es de profundas contradicciones. El proceso nunca ha sido plano, más bien dinámico y complejo. Con frecuencia le escucho decir a los extranjeros, en especial a los diplomáticos, que aquí no se aburren, cada día está plagado de noticias sorprendentes. Esta es una realidad. Nuestra historia es violenta y no por una especie de instinto de los colombianos a ser explosivos, a reaccionar con virulencia, como algunos analistas lo creen y hasta lo aseguran, incluyendo aquellos que se dicen “colombianólogos”. La historia republicana, después de la epopeya bolivariana, gestó una clase dominante en el poder muy violenta. Se acostumbró a gobernar mediante la violencia, por lo regular esa clase siempre aplastó al contradictor. La primera experiencia no fue la Unión Patriótica en los años ochenta del siglo XX, antes fue también así. La “seguridad democrática” uribista es copia del “estatuto de seguridad” del gobierno de Julio César Turbay Ayala, al final de la década de los setenta del siglo pasado, así como ambas de la “ley de los caballos” de Rafael Núñez en las últimas décadas del siglo XIX. La violencia ha sido siempre una constante, impuesta “desde arriba”.

Ver más en: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=89872